Historietas para el aprendizaje

Historietas para el aprendizaje

Historietas para el aprendizaje

16 de Febrero del 2017 - 00:00

Proyecto en colegio de Puno BUSCA SER UN MODELO A SEGUIR para mejorar la comprensión lectora

Ver que sus alumnos no comprendían lo que leían le preocupó y a la vez motivó para sacar adelante un proyecto educativo que le permitiera cambiar esta grave situación.

Sabina Dueñas Ccalla (50) es una profesora que enseña en la Institución Educativa Primaria N° 70047 del barrio Huáscar, en la ciudad de Puno.

El 2016 los resultados de una prueba la alertaron a ella y sus colegas que la mayoría de sus alumnos no comprendían lo que leía.

“Cuando se inicia el año escolar la directora presenta los resultados de la Evaluación Censal de Estudiantes (ECE 2015) realizada por el Ministerio de Educación que nos mostraba en qué nivel se encontraban nuestros alumnos en el área de comunicación y matemáticas. Analizamos estos resultados y nos dimos cuenta que en el área de comunicación nuestros alumnos tenían un problema en comprensión lectora”, explica Sabina.

Ante estos resultados, ella, junto a cuatro docentes más decidieron no quedarse de brazos cruzados y buscar una solución al problema.

EL PROYECTO. Sabina y sus colegas resolvieron, entonces, emprender un proyecto educativo insertando herramientas tecnológicas y ver qué resultados obtenían con estas.

El proyecto tuvo como principal objetivo mejorar el bajo rendimiento académico insertando la herramienta tecnológica Toondoo, que es libre, gratuita y se encuentra en la web. Cualquier persona que tenga un usuario y contraseña puede acceder al programa.

Para la ejecución de este proyecto los docentes involucraron a los padres de familia. Ellos asisten al aula, se paran delante de los estudiantes y empiezan a narrar un cuento inédito de su localidad que puede durar 10 o 15 minutos. “El niño tiene que asimilar lo que el padre de familia está contando y sintetizar el cuento en tiras cómicas. Para esto tiene que extraer las partes más esenciales. Eso genera que el niño sea creativo y adquiera la capacidad de reflexión. Luego pasa a trabajar en el Toondoo. Aquí tiene que buscar personajes y escenarios de los cuentos que ha escuchado. Con eso el niño genera su propio aprendizaje”, señala Sabina.

RESULTADOS. El proyecto comenzó a ejecutarse desde abril hasta diciembre de 2016, obteniendo buenos resultados. Según la docente, en 2015 solo 28 de un total de 81 alumnos comprendían lo que leían. En 2016, tras la ejecución del proyecto teniendo como base el Toondoo, 51 de los alumnos comprendían lo que habían leído. La totalidad de los alumnos que emplean esta herramienta abarca el primero, segundo, tercer y cuarto grado del colegio en donde enseña.

SATISFACCIÓN. Sabina recalca que se siente muy contenta por los resultados que ha dado el proyecto que puso en marcha.

“Ver la cara de felicidad que ponen los niños cuando terminan sus trabajos me alegra. Nosotros, los maestros, nos quedamos satisfechos porque hemos hecho algo importante y que ha roto esquemas. A nosotros nos gustaría compartir nuestro trabajo”, indica Sabina.

Ella espera que su proyecto se pueda aplicar en otros colegios de acuerdo a sus contextos y necesidades.

blog comments powered by Disqus