Ate: Profesor de danza dice que "nunca he abusado" de las niñas

Ate: Profesor de danza dice que "nunca he abusado" de las niñas

Ate: Profesor de danza dice que "nunca he abusado" de las niñas

07 de Septiembre del 2016 - 10:30

Abel Pantigozo, el “Monstruo de Ate”, se hacía pasar por “alma divina” para ultrajar a sus alumnas.

Ante sus alumnas, todas ellas menores de edad, el profesor de danza moderna Abel Pantigozo Yauri (34) se hacía pasar como un “alma divina”. Según las madres de familia, les decía a muchas de ellas que debía abusar sexualmente o tocarlas en otros casos para obtener fuerzas y enseñar sin problemas.

El “Monstruo de Ate” pasó desapercibido durante más de un año en diferentes centros educativos. Fue recién el último viernes que una alumna del colegio María Reina de los Apóstoles comunicó a una profesora sobre lo que hacía el sujeto.

“Él (Pantigozo) se ganaba la confianza, tanto de los padres como de las menores, explicándoles que es un alma divina y que obtenía fuerzas a través de los abusos sexuales. De esa manera, indicaba que recuperaba fuerzas para seguir enseñando”, informó el comisario de Vitarte, mayor PNP Rafael Jiménez Lizaraso.

Luego de recibir seis denuncias por violación sexual y tocamientos indebidos, personal de la comisaría de Vitarte realizó un operativo para capturar al agresor. Es así que el último lunes tomó conocimiento del paradero de Pantigozo y lo detuvo en las inmediaciones del paradero conocido como “Inca Kola”, en la Carretera Central.

El “Monstruo de Ate” estaba a punto de abordar un vehículo de transporte público y apenas vio la presencia de los efectivos intentó darse a la fuga. No logró su cometido, pues fue reducido pese a que opuso tenaz resistencia.

Durante el registro personal, se le incautó en la pretina de su pantalón un revólver abastecido con cuatro cartuchos, una bolsa de polietileno, en cuyo interior había 72 envoltorios de PBC, y cinco bolsitas de marihuana.

El sujeto trató de defenderse al indicar que “nunca ha conocido armas, nunca se ha drogado y nunca ha abusado” de las niñas.

VÍCTIMAS. Yolanda Rivera contó que a raíz de la confesión de su hija de 12 años, de iniciales, D. B. A. R., los demás padres se enteraron y empezaron a preocuparse.

“Ingería pastillas y luego besaba a las niñas. Les daba, según él, aliento de vida. De ahí se las llevaba al baño con engaños. Les decía que necesitaba energías para enseñar”, indicó la madre.

Sonia Aparicio, madre de una menor de 16 años de iniciales G. N. S. A., reveló que también utilizaba otras estrategias.

“Les preguntaba a las menores si sus papás estaban peleados y luego trataba de ganarse la confianza de ellas. A mi hija le dijo que iba a quedar embarazada este año y ella empezó a asustarse. Le decía que para que no quedar embarazada debía dejarse tocar”, contó la señora cuya hija recibía clases en la Unitec. “Luego de abusar de ellas, las amenazaba con matar a sus padres si decían algo”, remarcó.

A estas dos denuncias, se les sumaría al menos 25 más (siete de ellas por violación y las demás por tocamientos indebidos), refirió una fuente policial.

ANTECEDENTE. En 2015, María Hidalgo Tapia denunció en la comisaría de Santa Clara que su hija de 12 años, quien estudiaba en el colegio Leonardo da Vinci de Huaycán, fue víctima de tocamientos indebidos por parte de Pantigozo. Sin embargo, la Fiscalía de Huaycán no tomó en consideración esa denuncia, según la mujer.

“Ahora no habría ninguna víctima si el fiscal de Huaycán de aquel entonces tomaba en cuenta esta denuncia”, dijo Hidalgo. “Ese sujeto decía a las niñas que se va a morir, que tenía una enfermedad y que le quedan ocho meses de vida. Les decía que necesita de ellas (abusarlas, tocarlas) para sobrevivir”, recordó María Hidaldo. “Mi hija sentía pena porque pensaba que de verdad iba a morir”, remarcó.

VÍNCULO CON MUNICIPIO. Se conoció que el pseudoprofesor de baile trabajó en enero y febrero de este año para la Municipalidad de Ate, que ofreció al público el curso de danza durante las vacaciones en el Centro Cultural del distrito. “En vacaciones útiles, él ha trabajado dos meses. No conocíamos que existía una denuncia contra él”, declaró Carlos Loayza, director del Centro Cultural de la comuna.

Antes, en un comunicado, la Municipalidad de Ate aseguró que no tuvo ningún vínculo laboral con Pantigozo.

“Él solicitó el apoyo para utilizar las aulas del Centro Cultural de Ate a fin de desarrollar clases de danza en forma esporádica, porque la institución se ha creado para brindar facilidades gratuitas a todas las actividades culturales”, se lee.

MIRA ESTO

Ate: Cayó sujeto que utilizaba 'novedosa' técnica para tener 'superplantones' de marihuana

Arequipa: Joven denuncia brutal golpiza de su pareja y hasta intento de violación

blog comments powered by Disqus