Ahora soy la “otra”

Ahora soy la “otra”

Ahora soy la “otra”

16 de Septiembre del 2017 - 15:38
Magaly Moro

Me sentí un asco, ya que me convertí sin querer en la “otra”. Me enoja y me indigna este engaño, pero estoy enamorada de él

Por: Magaly Moro

magalymoro@grupoepensa.pe

Carla (29, San Juan de Lurigancho). Doctora, me siento culpable y a la vez enamorada. Cuando era más joven, no me entraba en la cabeza el tema de la infidelidad. Verá, mi madre se divorció de mi padre cuando yo tenía ocho años. Soy hija única, así que me afectó en gran medida, ya que yo adoraba a mi padre.

Cuando cumplí 15 años entendí que la razón fue una amiga de su infancia que apareció para robárselo completamente. Desde ese instante, decidí que jamás sería una amante que solo rompe relaciones.

Hasta cierta etapa de mi juventud, tuve la suerte de tener enamorados serios que se tomaban nuestra relación como algo sagrado. Sin embargo, no faltó un infeliz que, a las primeras piernas largas que pasaban por su lado, me engañara. Después de esta experiencia comencé a detestar con toda el alma a estas mujeres que no saben buscar por su propia cuenta a un chico que no esté comprometido.

La cuestión es que en mi nuevo trabajo conocí a un chico muy simpático y lindo. Empezamos a salir de vez en cuando hasta que finalmente decidimos estar juntos en pareja. Se me hacía raro ver que jamás me presentara a sus amigos ni siquiera ponía en el Facebook nuestras fotos o en el Whatsapp. Cuando me di el tiempo de averiguar con unos conocidos en común, descubrí que él tenía una novia desde hace varios años. Me sentí un asco, ya que me convertí sin querer en la “otra”, lo que tanto había odiado por años. Doctora, me enoja y me indigna este engaño, pero estoy enamorada de él y aunque me duela no quiero romper con esta relación. No sé qué hacer, me siento muy confundida. ¿Que hago? Necesito un consejo.

OJO CONSEJO:

La confianza es la base de toda relación. Si él traicionó tu amor sin importarle tus sentimientos, es mejor que lo dejes.

TAMBIÉN LEE: Debo olvidarla y no puedo