Cambió la clave del Netflix

Cambió la clave del Netflix

Cambió la clave del Netflix

15 de Noviembre del 2018 - 07:46

Quise relajarme en mi cuarto con el Netflix y me doy con la sorpresa de que había cambiado la clave de la cuenta

Por: Magaly Moro

magalymoro@grupoepensa.pe

Luciana (26 años, El Agustino). Doctora, es un verdadero gusto saludarla, a pesar de que no me encuentre en una buena situación.

Yo soy una apasionada de las películas y las series. Sentarme, comer chocolates y ver series toda la tarde es, sin duda, mi hobbie favorito. Sin embargo, cuando recién empezó a ponerse de moda Netflix, yo lo veía como algo imposible de pagar; sé que eran 10 dólares, pero para mí en ese momento era una gran cantidad.

Paulo, mi enamorado, al ver que todas mis amigas y sus amigos gozaban de esta plataforma digital y hablaban de las nuevas series, decidió instalarse una cuenta. No voy a negar que fui la más emocionada. No podía creerlo: tenía una cuenta gratis. Él en ningún momento me dijo que lo ayude a pagar; solo vino un día con un papel que tenía el nombre del usuario y la contraseña.

Lamentablemente todo se arruinó el domingo, pues discutimos por una tontera. Lo que sucedió es que yo le dije que no vaya a mi casa ese día porque iba a salir con mi mejor amiga, pero al parecer él no entendió bien y fue. Cuando lo llamé por la tarde, me hizo un drama; entonces, no aguanté sus gritos y le corté. Siento que no es mi culpa que él no haya entendido.

Después de una hora, quise relajarme en mi cuarto con el Netflix y me doy con la sorpresa de que había cambiado la clave de la cuenta. No sabía si llamarlo o no; me parecía una verdadera niñería. Intenté ingresar por mi celular y tampoco; me salía que cambiaron la contraseña hace una hora.

No entiendo por qué llegar a ese punto. Doctora, ¿qué hago?

OJO CONSEJO:

Querida, la actitud de Paulo es infantil. A veces suelen existir errores al coordinar y eso ocurrió. Conversen como pareja y evalúa tener tu propia cuenta de Netflix. 

LEE TAMBIÉN: Lo encontré en el Hay Festival

HAY MÁS...

ojo