Me enamoré de mi alumna

Me enamoré de mi alumna

Me enamoré de mi alumna

05 de Noviembre del 2017 - 10:27

La conocí en su casa por pedido de sus padres. Ella se estaba preparando para entrar a la universidad y ya había postulado varias veces y nada

Por: Magaly Moro

magalymoro@grupoepensa.pe

Antonio (35, San Juan de Lurigancho). Doctora, debo admitir que me enamoré de mi alumna, una chica que tiene la mirada más bella del mundo y la sonrisa más brillante que he visto. Es joven, lo sé, pero yo también lo soy y lo que siento por ella es más fuerte que yo. Solo nos llevamos 15 años de diferencia, así que pienso que tampoco es mucho. La conocí en su casa por pedido de sus padres. Ella se estaba preparando para entrar a la universidad y ya había postulado varias veces y nada. Al parecer, el problema estaba en su nivel de matemática, que era muy básico para postular, así que me contrataron como profesor personal.

Todas esas horas de prácticas en su sala y conversaciones por la web para coordinar algunos aspectos de nuestras sesiones privadas me permitieron conocerla más. Fue así que una tarde, cuando nos quedamos solos en su casa porque sus padres estaban trabajando, nos besamos. Fue algo espontáneo, ya que me dijo que le gustaba. Traté de evitar ese sentimiento, temía que si sus padres se enteraban se molestaran conmigo y piensen que me aproveché de la situación.

Si bien por dentro me moría de felicidad por ser correspondido, intenté hacerla entrar en razón. Ella me dijo que no era un capricho, que estar conmigo la hacía feliz. Se acercó nuevamente a mí y me besó, pero esta vez con más pasión que antes. No me contuve y así seguimos por un largo lapso. Ahora, cada vez que voy a su casa, la tensión se siente. No sé si esto es un simple juego para ella, pero a mí me tiene loco. Mis amigos dicen que es por la adrenalina que genera hacer algo prohibido, pero pienso que no es así, realmente me gusta. Pronto dejaré de darle clases. ¿Qué me aconseja, doctora?

OJO CONSEJO:

Bueno, deben hablar claro y ser sinceros. Si hay un sentimiento verdadero, prueben tener una relación; pero si solo es producto de su curiosidad, saldrás lastimado.

TAMBIÉN LEE: Elegí a mi perro antes que a él

HAY MÁS...

ojo