Columna del Director: Chapa tu candidato

Columna del Director: Chapa tu candidato

Columna del Director: Chapa tu candidato | Fotografía: Hugo Supo

20 de Septiembre del 2015 - 17:14

Lea la columna de nuestro director, don Víctor Ramírez Canales.

Los políticos criollos se han convertido en francotiradores de la democracia. Sus malas acciones hacen que el pueblo tome decisiones fuera de lo legal y las primeras manifestaciones se están viendo como el “chapa a tu choro y déjalo paralítico”. Los vecinos quieren hacerse justicia con sus propias manos porque el sistema no da una solución a la inseguridad ciudadana. Cada día hay más asaltos, más crímenes, más mafias, más corrupción con funcionarios y autoridades implicados en tremendos escándalos.

Para colmo, la justicia se “equivoca” con fallos a favor de los delincuentes y los termina liberando o limpiando con extraños fallos como los sucedidos a favor de expresidentes regionales mafiosos o de algunos líderes políticos implicados en sospechosos casos de corrupción. Así, el pueblo ya no cree en nadie y ha comenzado a linchar y matar ladrones. Ya no creen en las leyes porque los encargados de hacerlas cumplir y administrar justicia “no son justos”. Los resultados están a la vista en las encuestas donde el poder judicial, el congreso y los partidos políticos son las entidades en que el pueblo menos confía.

La verdad es que los políticos no dan ningún buen ejemplo de trabajo, honradez ni educación cívica para que los ciudadanos aprendan lo que es ética o valores democráticos. De vez en cuando se rasgan las vestiduras, pero desacreditan la política. Borran lo poco bien que hacen con actitudes inexplicables como robarles a sus propios trabajadores, pegarle a sus mujeres, no reconocer a sus hijos o caer en el juego de la corrupción.

Por eso se tienen que fortalecer los partidos políticos para que el pueblo selecciones a los candidatos más honestos y transparentes. Que no sea las cúpulas las que escojan a los candidatos porque siempre están en primera fila los más corruptos. Nada más que recordar a los ya elegidos como el “come oro”, mata perro”, “roba cable”, evasores de impuestos, lavadores de narcodólares o sospechosos de estar implicados en redes mafiosas o narcotráfico.

Como se ve en las encuestas, ningún político tiene la aprobación popular y menos el Congreso, Preocupa saber que ya se vienen las elecciones y no haya un candidato que se destaque por su liderazgo y no tenga relación alguna con la corrupción. En consecuencia, hay que cambiar la imagen de los políticos y que se caractericen por su vocación de servicio al pueblo como lo fueron Víctor Raúl Haya de la Torre, Fernando Belaunde Terry o Alfonso Barrantes Lingán, el popular “Frejolito”. Qué difícil será encontrar un político como ellos para las próximas elecciones. Que sus discípulos aprendan la lección para decir “chapa a tu candidato” y no “chapa a tu choro”.

ojo