Un Inglaterra tuvo una inaudita idea para molestar a su mujer de por vida. Resulta que mientras ella dormía, le tomó una foto para luego .

Según, James McGraw, el hombre que se hizo el tatuaje, lo hizo de venganza porque Kelly, su esposa, hace un tiempo le habría hecho un corte de pelo mal, que no le gustó.

Para el Daily Mail, James McGraw y Kelly contaron que ambos se hacen pesadas bromas para mantener viva su relación. Sin embargo esta vez fue él quien le sacó la delantera y ahora la molestará de por vida.