Lanzar pavo desde un campanario no es maltrato, según Poder Judicial

Lanzar pavo desde un campanario no es maltrato, según Poder Judicial

Lanzar pavo desde un campanario no es maltrato, según Poder Judicial

01 de Febrero del 2016 - 16:34

Juez español se parece a magistrados del Tribunal Constitucional peruano, para quienes corridas de toros no con maltrato

Madrid, 1 de febrero de 2016. AFP.

Un juez español autorizó este lunes que la pequeña localidad de Cazalilla cumpla con la tradición y como cada año lance una pava a la multitud desde lo alto de un campanario por considerar que no hay "delito de maltrato animal".
Cada 3 de febrero desde el siglo XIX, coincidiendo con la festividad religiosa de San Blas, ese pueblo eminentemente agrícola del sur de España reúne a sus 840 habitantes a los pies de la iglesia de Santa María Magdalena.
Allí, desde lo alto de la torre, por el hueco entre el reloj y la campana, es lanzado un pavo vivo.
Imágenes de años anteriores muestran que, tras el atolondramiento inicial, el animal vuela unos metros sobre la plaza para refugiarse después en un tejado. Algunos vecinos están dispuestos a escalar hasta allí para atraparlo, con la creencia de que les traerá buena suerte.
Para el Partido Animalista español PACMA se trata de "un festejo que lleva implícito el maltrato animal y que contraviene la legalidad". Por ese motivo, tras recoger más de 50.000 firmas, pidió a la justicia que lo prohibiera este año.
Sin embargo, un juez de la vecina ciudad andaluza de Jaén desestimó la petición por considerar que "el animal no sufre daño alguno" y que "resulta más que dudoso entender que el mero acto de lanzamiento de una pava sea delito de maltrato animal".
PACMA lucha para acabar con fiestas populares españolas que considera crueles con los animales, como lanzar una cabra desde el campañario de una iglesia, mantenerse agarrado a un ganso colgado a una cuerda, encender bolas de fuego en los cuernos de un toro o matar a un astado lanceándolo.

ojo