Pedro Ramírez fue asesinado a pocos metros de su vivienda en San Martín de Porres. Peritos de criminalística hallaron en la escena del crimen seis casquillos de bala. ( Foto: César Grados/@photo.gec)
Pedro Ramírez fue asesinado a pocos metros de su vivienda en San Martín de Porres. Peritos de criminalística hallaron en la escena del crimen seis casquillos de bala. ( Foto: César Grados/@photo.gec)

Su familia asegura que no tenía enemigos y que era un hombre de bien. Pedro Samuel Ramírez Quispe (51) fue por un sujeto desde una moto, a pocos metros de su casa, cuando salió a responder una llamada que recibió en su celular, en . La Policía presume que podría tratarse de un ajuste de cuentas.

De acuerdo a las primeras indagaciones policiales, a cargo de detectives de la Depincri San Martín de Porres, el homicidio sucedió cerca de la medianoche del sábado, cuando Ramírez estaba en la sala de su casa, ubicada en la calle Diego Ferre, y recibió una llamada en su celular.

A fin de conversar tranquilo, salió y en ese momento fue sorprendido, interceptado y atacado a tiros por un sujeto que estaba a bordo de una moto. Le disparó en partes del cuerpo, que comprometieron órganos vitales y provocaron su muerte en el acto, señaló la fuente policial.

Alarmados por los disparos, los vecinos salieron a la puerta de sus casas y se encontraron con el criminal. Este último hizo varios disparos al aire para amedrentarlos y luego fugó.

La Policía informó que de acuerdo a versión de sus familiares y vecinos, la víctima vivía del alquiler de cuartos en su casa y que tenía un litigio por esta vivienda. La Policía no descarta que la persona que llamó por celular a la víctima se encuentre involucrada en el crimen y que buscaba que saliera de su casa.