1 de 8
Augusto Ferrando Chirichigno nació en Lima un 15 de Enero de 1919. Locutor hípico, empresario, descubridor de talentos y presentador de televisión, Ferrando cumpliría hoy 103 años. Hablar de él es referirse a ‘Trampolín a la Fama’, programa ícono que triunfó por 30 años ininterrumpidos, un éxito rotundo de la época.
Augusto Ferrando fue realmente un animal televisivo, descubridor de talentos e ícono de la televisión peruana. Foto GEC Archivo Histórico

Augusto Ferrando Chirichigno nació en Lima un 15 de Enero de 1919. Locutor hípico, empresario, descubridor de talentos y presentador de televisión, Ferrando cumpliría hoy 103 años. Hablar de él es referirse a ‘Trampolín a la Fama’, programa ícono que triunfó por 30 años ininterrumpidos, un éxito rotundo de la época.

2 de 8
Augusto comenzó su carrera como locutor desde muy joven, cuando aún tenía 14 años, gracias a su gran afición a la hípica; el se crió en Chile, entre Santiago y Viña del Mar, las dos ciudades que contaban con un hipódromo; también tuvo un paso exitoso por la radio. Luego se volvería muy conocido como animador de fiestas, locutor comercial y narrador de carreras.
Augusto Ferrando conduciendo ‘La Escalera del Triunfo’. Foto GEC Archivo Histórico

Augusto comenzó su carrera como locutor desde muy joven, cuando aún tenía 14 años, gracias a su gran afición a la hípica; el se crió en Chile, entre Santiago y Viña del Mar, las dos ciudades que contaban con un hipódromo; también tuvo un paso exitoso por la radio. Luego se volvería muy conocido como animador de fiestas, locutor comercial y narrador de carreras.

3 de 8
Fue gestor de la ‘La peña Ferrando’, una revista cómico-musical, de la cual fue propietario y que por más de cuatro décadas recorrió los barrios de Lima y provincias con un grupo de jóvenes talentos como Cesar Ureta, Guillermo Rossini, Melcochita, Miguel Barraza y otros, y que más tarde sería llevada al teatro, debutando en el cine City Hall en 1963.
Augusto Ferrando y ‘La Peña Ferrando’, en la imagen se aprecia a Alex Valle y Pablo Villanueva ‘Melcochita’. Foto GEC Archivo Histórico

Fue gestor de la ‘La peña Ferrando’, una revista cómico-musical, de la cual fue propietario y que por más de cuatro décadas recorrió los barrios de Lima y provincias con un grupo de jóvenes talentos como Cesar Ureta, Guillermo Rossini, Melcochita, Miguel Barraza y otros, y que más tarde sería llevada al teatro, debutando en el cine City Hall en 1963.

4 de 8
Luego, lo llamarían de canal 9 para conducir ‘La Escalera del Triunfo’ un programa concurso; siendo todo un éxito y lanzando a Augusto a la fama, aunque ya él por la radio era muy conocido. Posteriormente Panamericana lo contrataría para conducir un bloque llamado ‘Trampolín a la Fama’, del programa ‘Ómnibus Perú’. Sin embargo, ante un rotundo triunfo en cuanto a audiencia, pasó rápidamente a convertirse en un formato de dos horas de duración, las que se ampliaron a tres al iniciar 1985
Augusto Ferrando con su esposa y sus hijos Chicho y Juan Carlos. Foto GEC Archivo Histórico

Luego, lo llamarían de canal 9 para conducir ‘La Escalera del Triunfo’ un programa concurso; siendo todo un éxito y lanzando a Augusto a la fama, aunque ya él por la radio era muy conocido. Posteriormente Panamericana lo contrataría para conducir un bloque llamado ‘Trampolín a la Fama’, del programa ‘Ómnibus Perú’. Sin embargo, ante un rotundo triunfo en cuanto a audiencia, pasó rápidamente a convertirse en un formato de dos horas de duración, las que se ampliaron a tres al iniciar 1985

5 de 8
Se trataba de un programa concurso para cantantes y humoristas aficionados en el cual Ferrando improvisaba y jugaba con los participantes y los demás integrantes de su elenco de animadores. Tuvo tanto éxito que terminó batiendo el record de Guinness, al cumplir 30 años ininterrumpidos de un programa que no sea noticiero. Su espacio era el paso forzoso para los aspirantes a cantantes, a imitadores o cómicos, o sea un trampolín.
Ferrando en los inicios de ‘Trampolín a la Fama’ a su lado Leonidas Carbajal, Violeta Ferreyros, la ‘Gringa’ Inga y Felipe Pomiano ‘Tribilín’. Foto GEC Archivo Histórico

Se trataba de un programa concurso para cantantes y humoristas aficionados en el cual Ferrando improvisaba y jugaba con los participantes y los demás integrantes de su elenco de animadores. Tuvo tanto éxito que terminó batiendo el record de Guinness, al cumplir 30 años ininterrumpidos de un programa que no sea noticiero. Su espacio era el paso forzoso para los aspirantes a cantantes, a imitadores o cómicos, o sea un trampolín.

6 de 8
Augusto también brilló como conductor de programas en Radio Central y participó en innumerables campañas de apoyo a sectores pobres. Fue el descubridor de los reality, pues realizo múltiples acciones y formatos que actualmente son utilizados. Cabe mencionar  también a sus acompañantes de tantos años en el recordado ‘Trampolín a la Fama’, Violeta Ferreyros Tabbah, Ingerborg Zwinkel ‘La Gringa Inga’, Leonidas Carbajal Alvarado y Felipe Pomiano Mosquera 'Tribilín’. La dirección musical estuvo a cargo del célebre Otto de Rojas.
Su espacio era el paso forzoso para los aspirantes a cantantes, a imitadores o cómicos, o sea un trampolín. Ferrando al lado de un joven Carlos Alvarez. Foto GEC Archivo Histórico

Augusto también brilló como conductor de programas en Radio Central y participó en innumerables campañas de apoyo a sectores pobres. Fue el descubridor de los reality, pues realizo múltiples acciones y formatos que actualmente son utilizados. Cabe mencionar también a sus acompañantes de tantos años en el recordado ‘Trampolín a la Fama’, Violeta Ferreyros Tabbah, Ingerborg Zwinkel ‘La Gringa Inga’, Leonidas Carbajal Alvarado y Felipe Pomiano Mosquera 'Tribilín’. La dirección musical estuvo a cargo del célebre Otto de Rojas.

7 de 8
Una enfermedad terminal, lo obligó a despedirse de la televisión en mayo de 1996, tres años después, un 1 de febrero de 1999, Augusto Ferrando, el hacedor de 'Trampolín a la Fama' abrazó la muerte a los 80 años. El cuerpo de Ferrando fue despedido por miles de personas, en medio del clamor y el dolor popular, es decir se fue envuelto en olor a multitud y tres días de adioses; lo llevaron al set donde había logrado sus éxitos.
Augusto Ferrando recibiendo al escritor Mario Vargas Llosa. Foto GEC Archivo Histórico

Una enfermedad terminal, lo obligó a despedirse de la televisión en mayo de 1996, tres años después, un 1 de febrero de 1999, Augusto Ferrando, el hacedor de 'Trampolín a la Fama' abrazó la muerte a los 80 años. El cuerpo de Ferrando fue despedido por miles de personas, en medio del clamor y el dolor popular, es decir se fue envuelto en olor a multitud y tres días de adioses; lo llevaron al set donde había logrado sus éxitos.

8 de 8
Miles pelearon por tocar o acercarse a su ataúd, lo lloraron, clamaron y acompañaron hasta el cementerio El Ángel. Se fue con ese privilegio que solo se otorga el Perú a sus héroes. Ferrando, el animador que hacía reír y olvidar las carencias materiales cada semana, se lo merecía.
<div>
<a href="https://www.tiendaelcomercio.com/" target="_blank">

<img src=https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/elcomercio/XVX2QLAMXNGRFOZYJHTK2CI3HA.jpg width="100%">
</a>
</div>
Augusto Ferrando llorando el día que condujo por última vez ‘Trampolín a la Fama’. Foto GEC Archivo Histórico

Miles pelearon por tocar o acercarse a su ataúd, lo lloraron, clamaron y acompañaron hasta el cementerio El Ángel. Se fue con ese privilegio que solo se otorga el Perú a sus héroes. Ferrando, el animador que hacía reír y olvidar las carencias materiales cada semana, se lo merecía.